La familia como una clave del éxito

Hace años aprendí una frase que marcó mucho mi percepción sobre la vida y el desarrollo profesional basado en el fortalecimiento de la marca personal, dicha frase profesaba lo siguiente:

¡Y al final del día, lo único que te queda es tú familia!

En el contexto que vivimos y sobre todo sí se es empleado, se podría afirmar que trabajamos mucho, hay quienes dicen que tenemos 8 horas para trabajar, 8 horas para divertirnos y 8 para descansar; sin embargo el tiempo que paso en un día normal con mi familia es inferior a 8 horas, lo que compenso durante los fines de semana, pues, lo paso totalmente con ellos. En el tiempo que le dedico a mi familia juego con mis hijos, me convierto en un zombie, un T-Rex o en un robot transforme, vamos al entrenamiento de patinaje, simulamos un picnic dentro de la casa, nos divertimos con videojuegos, vemos caricaturas, hacemos las tareas de la escuela, inventamos algún juego didáctico, entre muchas otras actividades en familia, tratando de estar ahí para ellos; porqué mi familia es el centro de mi vida, mi mayor motivación y una clave para el éxito de una persona como profesional o como emprendedor es hacerle sentir a la familia que son lo más importante.

De hecho nuestra marca personal se forja en mayor porcentaje es gracias a nuestra familia y si no la tenemos como tal, siempre hay un circulo cercano que cumple la función de familia; lo que trato de decir es que las personas mas cercanas a nosotros, aquellas que nos importan muchísimo, además de ser parte de nuestra motivación, por el solo de hecho de compartir con ellos aprendemos y ellos aprende de nosotros, construyendo un vinculo que se refleja en la huella que dejamos en los demás; siendo fundamentales en el proyecto que queramos desarrollar sin importar si elegimos impulsar una carrera profesional dentro de una empresa, ser autónomos o si nos embarcamos en la aventura del emprendimiento, la familia siempre estará ahí presente de forma directa o indirecta, pero siempre siendo parte fundamental de nuestro crecimiento.

Una meta profesional, laboral o empresarial sin una familia no es nada, inclusive si no tienes una familia de lazos genealógicos o civiles, tienes una familia en aquellos que te rodean con quienes compartes tú vida día a día.

Empleado, Emprendedor o Autónomo, la familia es el centro de tú mundo.

De ahí parte todo lo demás.

La familia tiene una posición privilegiada en el desarrollo profesional de las personas y su influencia permite que algunos valientes den el paso a convertirse en emprendedores y creadores de una mejor sociedad, ya que son quienes brindan el afecto y apoyo necesario para evitar que pierdan la motivación, porque incentivan el autoconocimiento y les ofrecen la fuerza para el logro de sus metas, celebrando con ellos cuando estas llegan.

@luisferpalm
Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s